lunes, 13 de marzo de 2017

Sweet Lolita




El Sweet Lolita es posiblemente uno de los estilos más populares dentro de esta estética: El lado más dulce e inocente del Lolita se capta perfectamente en sus conjuntos. Los colores suaves en tonos pastel y los estampados de motivos infantiles o de fantasía son característicos del Sweet Lolita.


Las faldas tienen volumen con forma acampanada, tipo “cupcake”, y los prints abarcan temas como los dulces, los juguetes, las flores, los cuentos o los animales, entre otros. Estos motivos se trasladan incluso a los bolsos, siendo comunes aquellos con forma de animal de peluche, de carrusel, caramelo o de corazón. En los últimos años  se popularizó el llamado Bittersweet Lolita, que combina colores pastel con colores más oscuros, usualmente el negro.  Aunque en ocasiones se utiliza calzado con un poco de tacón, los zapatos planos también son muy habituales, especialmente de estilo Mary-Jane.


Como en todos los subestilos del Lolita, los accesorios son un elemento muy importante que dan el toque final a todos los conjuntos. En el Sweet Lolita son habituales los lazos, bonnets y headresses, así como la bisutería decorada con caramelos o pasteles. Para complementar el look, el maquillaje debe ser suave y, aunque no hay ninguna norma escrita sobre el peinado, muchas Lolitas escogen llevar el pelo rizado o recogido en dos coletas, o incluso usar pelucas, tanto de colores naturales como fantasía. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario